Día  Mundial  de la Trombosis

 

 13 de Octubre Día Mundial de la Trombosis, impulsado por la Sociedad Internacional de Trombosis y Hemostasia y apoyado por organizaciones mundiales, regionales y nacionales. Guatemala y Latinoamérica se unen y hacen un llamado global para evaluar el riesgo de trombosis (coágulos en la sangre) en Hospitales  de todo el país.

Enfocados en la seguridad del paciente, llaman a una mayor vigilancia y acción, para ayudar a salvar cientos de miles de vidas, al reducir una de las principales causas prevenibles de muerte en los hospitales de todo el mundo.

 

Guatemala a través de sus representantes, Grupo Cooperativo Latinoamericano de Hemostasia y Trombosis –CLAHT– se une hoy a más de 275 sociedades médicas, con la misión de generar conciencia  sobre la trombosis, condición que mata aproximadamente a una de cada cuatro personas en el mundo.

Agencias gubernamentales de salud y salud pública, así como organizaciones de defensa de pacientes en 65 países solicitan que sus sistemas de salud requieran la evaluación del riesgo, asociado a hospitalización del trombo embolismo venoso (TEV), coágulos de sangre que se producen en la pierna y en el pulmón, principalmente. El TEV es la principal causa prevenible de muerte en los hospitales en Latinoamérica y en el mundo, por delante de infecciones o neumonías, según el Programa de Seguridad del Paciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

A propósito de TEV (trombo embolismo venoso)

Se refiere en conjunto a:

  • Trombosis venosa profunda (TVP), un coágulo de sangre que se forma en una vena profunda (usualmente en la pierna); y

Embolia pulmonar (EP), un coágulo de sangre que se desprende y se traslada hacia los pulmones. Esta condición implica riesgo de vida y requiere inmediata atención médica.

Además de costar millones de vidas, el TEV cuesta billones en términos económicos a los países en el mundo.

Es importante para el público reconocer los signos y síntomas que pueden indicar un evento.

TVP o coágulo de sangre en la pierna: Los indicadores incluyen dolor o inflamación que comienza frecuentemente en la pantorrilla; enrojecimiento, cambios notorios de color y/o calor en la pierna.

EP o coágulo de sangre en el pulmón: Los indicadores incluyen dificultad para respirar inesperada o hiperventilación; dolor de pecho (que a veces empeora al respirar profundo); pulso acelerado; y/o mareo o desmayo.

Si bien esos indicadores no necesariamente significan la presencia de TEV, un profesional médico debería evaluarlos inmediatamente. Visite esworldthrombosisday.org para conocer más sobre TEV las señales y síntomas, los factores de riesgo claves y cómo prevenirlo.