Aida Rosalina y Ana Rosa Castro Chacaj son dos siamesas que nacieron en Quiché en febrero del 2012 y fueron trasladadas al Hospital Roosevelt con 24 horas de nacidas.
“Las Rositas”, como cariñosamente fueron llamadas, han permanecido durante dos años y 8 meses en el Hospital con atención médica especializada, estimulación temprana y psicológica, así como los cuidados de una nana.
El Hospital Roosevelt es un centro de especialidades médicas y de referencia nacional, reconocido por la calidad de profesionales médicos con los que cuenta. Por esa razón se decidió realizar la cirugía de separación en este centro asistencial.
Gracias a los esfuerzos de las autoridades y el equipo multidisciplinario de especialistas capacitado con los conocimientos avanzados en medicina y tecnología apropiada, el 29 de septiembre del 2015 a las 7:00 hrs dio inicio la intervención quirúrgica de separación de las siamesas.
La operación tuvo una duración de 18 horas debido a la complejidad de la misma, ya que las niñas estaban unidas por la pelvis y compartían el intestino grueso, la vejiga y la cadera.
El equipo médico que estuvo a cargo del proceso y ejecución de la cirugía fue conformado por:
 6 cirujanos pediátricos
 4 anestesiólogos
 2 ortopedistas
 1 cirujana plástica
 1 radiólogo
 5 enfermeras
 1 psicóloga
 2 médicos intensivistas
 1 infectólogo
 1 nefrólogo
 1 cardiólogo
 1 terapista respiratorio
 1 medico de medicina física y rehabilitación
 1 psicóloga a cargo de estimulación temprana
 1 nutricionista
 1 trabajadora social
 Directivos hospitalarios

El Director del Hospital Roosevelt, Carlos Enrique Soto Menegazzo indicó “El estado clínico de las niñas es estable, se mantienen en cuidado intensivo, ambas han sido extubadas respirando por ellas mismas. Se les ha administrado antibióticos y están siendo alimentadas por vía parenteral. En las próximas semanas se espera que su evolución siga siendo positiva para trasladarlas a sus habitaciones e incorporarse a su rutina nuevamente”.
El proceso de recuperación es progresivo , contarán con los cuidados de su nana así como la terapia del espejo para reducir el shock emocional que puedan tener ahora que se encuentran separadas, después de haber convivido durante más de dos años. Cirujanos indican que será necesario que sean intervenidas nuevamente para realizar cirugías reconstructivas en el transcurso de un año aproximadamente.
DSC_6751

DSC_6554